Tipos de conectividad: ¿Cuáles tenemos?

Conectividad, Expertos

En el mundo globalizado en el que nos encontramos, la conectividad es un medio necesario para que las empresas puedan acelerar la transformación digital que impulse su negocio y así diferenciarse en el mercado.

Cuando una empresa alcanza una conectividad sólida amplía su capacidad de almacenamiento de información y mejora sus comunicaciones, tanto a nivel interno, como a nivel externo.

Una buena conectividad también ofrece una conexión de calidad y fiable con los clientes, proveedores y entre las distintas partes de la empresa, de manera que hace diferencial el servicio prestado y genera confianza interna en los medios que se utilizan.

Las telefonías fijas, banda ancha de fibra, las Redes privadas virtuales (VPN) o la conexiones 3G, 4G y 5G son algunos de los ejemplos que pueden caracterizar la conectividad de cada compañía y la eficacia que ofrecen.

¿Qué se entiende por conectividad?

Podemos definir conectividad como la capacidad existente para poder establecer una conexión de cualquier tipo, ya sea desde una comunicación hasta un vínculo. No obstante, la conectividad, actualmente está más ligada a la disponibilidad que tiene un dispositivo para disponer de un vínculo con otro. Si nos centramos en el campo de la informática, un ordenador dispone una conectividad dada por su posibilidad de conectarse a la red o a otros dispositivos con capacidades de conectividad similares.

Cada empresa puede disponer de diversas opciones para comunicarse con sus clientes o sus proveedores mediante distintos dispositivos electrónicos, aquí podemos destacar los teléfonos, fijos o inalámbricos y los ordenadores, de mesa o portátiles. Cada uno de los dispositivos enunciados tiene una capacidad de conectividad acorde a sus características, bien pueden ser dispositivos de conectividad fija, como los ordenadores con una CPU o teléfonos fijos, o bien una conectividad móvil o inalámbrica como los ordenadores portátiles o teléfonos móviles.

Las diversas tipologías de conectividad, cuanto mejores sean, van a permitir mayor capacidad para acceder una conexión en remoto con un cliente en cualquier lugar del mundo o poder tener una reunión con una gran cantidad de personas sin que se genere un colapso comunicativo.

Tipos de conectividad: fija y móvil o inalámbrica

Los dos grandes tipos de conectividad que puede tener una empresa son los siguientes: conectividad fija y conectividad móvil o inalámbrica.

La conectividad fija se lleva a cabo mediante un soporte fijo cableado para establecer una conexión, limitando en alcance a los dispositivos que estén conectados..

La conectividad móvil o inalámbrica permite a una empresa disponer en todo momento y cualquier lugar de una conexión para realizar su actividad. Con ella, se puede estar conectado a la red sin necesidad de cableado sujeto a un dispositivo, con lo que ofrece mucha movilidad en el puesto de trabajo. Este tipo de conectividad es la más empleada en la actualidad, hasta el punto de que los dispositivos están eliminando los puertos que permiten el cableado Ethernet, evidenciando que la conectividad inalámbrica será la que perdure en los próximos años.

Tipos de tecnologías para las conexiones fijas

En cuanto a la conectividad fija podemos encontrar varios tipos de tecnologías empleadas, destacando Ethernet y la línea de abonado Digital Asimétrica, ADSL.

El Ethernet,  es un estándar de redes de área local para ordenadores. Ethernet, que se ha convertido actualmente en una de las formas más populares de red de área local, posee un perfil técnico de protocolo IEEE 802.3, el cual permite indicar como se pueden conectar los diferentes dispositivos a Internet. También es capaz de permitir comunicaciones entre ellos mediante un protocolo de lenguaje común.

Ethernet es una de las tecnologías que permite la integración de redes, principalmente destinado a la creación de redes LAN y redes de áreas amplias (WAN). Posibilita que cada dispositivo conectado a él se comunique entre sí, a través de códigos, y actúa como un lenguaje de red común. Al ser una tecnología que dispone de cableado, también se traduce en que sea más confiable y veloz, ya que el mecanismo empleado estará libre de una mala calidad de conexión con el resto de los dispositivos conectados a dicha red.

Ethernet tiene la capacidad de poder conectar los distintos terminales con velocidades que alcanzan hasta los 10 Gbits. A parte de esto, es capaz de enlazar terminales entre sí, principalmente ordenadores con otros ordenadores y todo tipo de dispositivos que permitan esta conexión como impresoras o micrófonos.

El ADSL es el tipo de tecnología que permite el traspaso de datos digitales soportado por cableado de pares simétricos de cobre y posibilita llevar en el mismo la línea telefónica e internet. El ADSL se distingue de Ethernet por su longitud, ya que puede tener de un cableado de hasta 10 km. Este dispone de internet, a través de una banda ancha,  aplicando una frecuencia mucho más alta que Ethernet. Además, para ofrecer una velocidad estable existe un filtro que evita la una posible distorsión provocada por la unión de la conexión a internet con la línea telefónica.

Además, la actual utilización de la fibra óptica para el cableado de ADSL está permitiendo que llegue mucho más rápida la conexión y que se puedan emplear muchos más servicios a parte de internet y la línea telefónica., Se podría también conectar  la televisión o el streaming, por ejemplo.

Tipos de conexiones inalámbricas

Como comentamos, las conexiones que sean vía inalámbricas son actualmente las que se aplican en cualquier ámbito, principalmente en el empresarial. Podemos distinguir una serie de conexiones según su alcance:

  • Si su alcance es menor a 10 metros, podemos identificarlas como conexiones inalámbricas de área personal o en inglés Wireless Personal- WPAN, entre las que se encuentran Bluetooth, Zig Bee e Infrarrojos. Este tipo de conexiones son muy poco empleadas debido a su escasa distancia de conexión y se emplea principalmente para elemento muy concretos como aparatos de audio.
  • Si su alcance es hasta 100 metros, podemos identificarlas como conexiones inalámbricas de área local o en inglés Wireless Local-WLAN entre las que se encuentra la conexión más conocida, la Red Wi-Fi. Su aplicación es muy común y práctica para todo tipo de empresas, dado que las compañías ofrecen precios muy competitivos y baratos para la implementación esta solución. Además, se caracteriza por su comodidad para poder emplear en cualquier punto de una oficina.

A nivel fuera del alcance de una empresa que no preste servicios de telefonía, se encuentran:

  • Si su alcance es hasta 50 kilómetros, podemos identificarlas como conexiones inalámbricas de área metropolitana o en inglés Wireless Metropolitan-WMAN entre las que se encuentra la más empleada, la WiMax. Este tipo de redes inalámbricas suelen ser ofrecidas por las empresas de telefonía de alcance regional.
  • Si su alcance es a nivel mundial, podemos identificarlas como conexiones inalámbricas de área amplia o en inglés Wireless Wide- WWAN entre las que se encuentra las más empleadas, que son las conexiones vía satélite o el 4G. Para disponer de estas conexiones, las empresas suelen contratar a las compañías telefónicas estos servicios para implementarlos en sus dispositivos móviles y poder ofrecerlos con esta conexión. En la actualidad se está tratando de implementar la solución del 5G, que es la quinta generación de tecnología celular.

Este tipo de conexión está diseñado para aumentar la velocidad, reducir la latencia, es decir, la acumulación de retrasos en la conexión de una red, y mejorar la flexibilidad de los servicios inalámbricos. La velocidad ofrecida máxima es de 20 Gbps, mientras que la velocidad máxima de la tecnología 4G es solo de 1 Gbps.

Conclusión

La conectividad es una gran vertiente para toda empresa, y cada vez son más las que emplean métodos innovadores y eficientes para establecer sus comunicaciones. El hecho de que las conexiones inalámbricas avancen tan rápidamente supone un paso de gigante para una digitalización global.

Las conexiones WIFI que se contratan se están empleando más, a la vez que van mejorando, pero llegará un momento en el que no puedan competir con las conexiones de áreas amplias, como puede ser el 5G. Grandes compañías de telefonía móvil como Movistar, Orange o Vodafone, estiman que para el 2022 alcanzarán los 1200 municipios con capacidad 5G. Esto supone que muchos de los servicios que se estén implementando por empresas tecnológicas de ámbito local, podrían ser mejorados en este mismo año, ayudando a la transformación del tejido empresarial.

¿Te ha gustado?

¡Compártelo en redes sociales!

Categorías

Calendario de noticias

noviembre 2022
LMXJVSD
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930 

Eventos

Próximos eventos

Menú